Diarrea del viajero. Etiología, prevención y tratamiento

Ratio:  / 8
MaloBueno 

Podemos definir la diarrea como un aumento de la excreción fecal de agua y electrolitos, que se manifiesta por una disminución más o menos importante de la consistencia de las heces y un aumento de la frecuencia, que según la OMS sería de 3 o más al día. Puede acompañarse de otros síntomas como fiebre, náuseas, vómitos o dolor abdominal. Son signos de gravedad la fiebre alta y la aparición de sangre y moco en las heces.

La diarrea es el problema de salud más frecuente de los viajeros, sobre todo si lo hacen a zonas cálidas. En estos casos los afectados llegan al 40-60%, dependiendo de las características del viaje y la duración.

Salvo excepciones, no suele ser una enfermedad grave, pero puede arruinar las vacaciones.

zonas_riesgo_diarreasEn esta figura vemos en rojo los lugares con mayor riesgo de sufrir una diarrea durante un viaje.

Causa

La bacteria que causa en más ocasiones la diarrea del viajero es la E. Coli. Otros agentes implicados con frecuencia son los virus como el Rotavirus y los Norovirus (entre los que está el Norwalk), causantes de muchas de las gastroenteritis ocurridas en cruceros. En Asia hay un número de casos importantes debidos al parásito Entamoeba Histolítica

¿Cómo prevenirla?

1-Teniendo sumo cuidado con la higiene de manos y el consumo de agua y alimentos.

  • Bebidas
    • No use agua del grifo para beber ni para el cepillado de los dientes.
    • No tome hielo con las bebidas (habitualmente se hacen con agua del grifo).
    • Use sólo agua hervida (al menos durante cinco minutos) para preparar la leche maternizada para el bebé o agua embotellada con garantías.
    • Para los bebés, la lactancia es la mejor y más segura fuente alimenticia. Sin embargo, el estrés producido por los viajes puede disminuir la producción de leche en la madre.
    • Tome únicamente leche y derivados lácteos pasteurizados.
    • Tome líquidos embotellados, abiertos en su presencia.
    • Las bebidas carbonatadas son por lo general seguras.
    • Las bebidas calientes (infusiones, sopas, té, café) son por lo general seguras.

Si no podemos conseguir agua embotellada tendremos que recurrir a su esterilización mediante ebullición (un minuto a nivel del mar o 3 minutos por encima de los 2000 metros de altitud.) o por cloración (2 gotas de cloro al 5% por litro de agua o la dosis recomendada de pastillas comerciales). Los equipos portátiles que asocian un filtro y un desinfectante (resina yodada) representan una buena opción para los viajes de aventura.

  • Alimentos:
    • No coma frutas ni verduras crudas, a menos que se puedan pelar en el momento.
    • No consuma vegetales de hoja crudos (por ejemplo: lechuga, espinaca, repollo), porque son difíciles de limpiar.
    • No consuma carnes, pescado, o mariscos crudos o poco cocinados.
    • Evite comprar comidas de los puestos callejeros.
    • Evite los helados, sobre todo no embasados.
    • Consuma alimentos calientes y bien preparados, porque el calor mata las bacterias. Los alimentos calientes que se dejan enfriar se pueden contaminar de nuevo.
  • Higiene:
    • Lávese las manos con frecuencia.
    • Lávese los dientes con agua embotellada
    • Vigile a los niños con atención. Ellos se llevan muchos objetos a la boca o tocan objetos contaminados y luego se los llevan a la boca.
    • En lo posible, evite que los bebés gateen o se arrastren sobre pisos sucios.
    • Verifique la limpieza de platos y utensilios.

2- En cuanto a la profilaxis antibiótica, no está indicada como prevención de la diarrea, debido a los efectos secundarios del antibiótico, al fomento de las resistencias bacterianas y al hecho de que puede dar lugar a una falsa seguridad (no cubriría ni los virus, ni los parásitos ni algunas bacterias), haciendo olvidar las normas higiénicas. Se podría valorar en caso de viajes cortos y en personas de riesgo (diabetes, inmunodeficiencias, enfermedad inflamatoria intestinal o tratamiento con antiulcerosos).

3-Vacunas

No hay vacunas en general para los gérmenes causantes de las diarreas del viajero más frecuentes.Existen vacunas para la Hepatitis A, Tifus y Cólera. Debe ser su médico o un centro de vacunación internacional quien valore su necesidad. La vacuna del cólera solo se recomienda en caso de viajar a zonas de epidemia.

¿Cómo tratarla?

La mayoría se resuelven espontáneamente en unos días. En caso de diarreas abundantes y líquidas, la complicación principal es la deshidratación. Utilizaremos en este caso soluciones de rehidratación oral (SRO). En caso de ser en polvo y tener que reconstituir, se seguirán exactamente las indicaciones de la ficha técnica del producto, y se utilizará agua con garantías.

Si no disponemos de SRO se puede preparar una solución de emergencia de la siguiente manera:

  • 1 litro de agua potable
  • 6 cucharaditas rasas de azúcar
  • Una cucharadita rasa de sal

La cantidad a ofrecer, dependerá de las deposiciones. Como orientación, a los niños menores de 12 meses les ofreceremos unos 50ml por cada deposición que haga y a los mayores de un año entre 100 (medio vaso) y 200ml (un vaso) por deposición, dependiendo de lo abundantes que sean. En los adultos nos guiaremos sobre todo por la sed.

Si las diarreas se acompañan de vómitos, estos líquidos se deben ofrecer fraccionados en pequeñas cantidades y muy a menudo.

En caso de fiebre trataremos con antipiréticos como el paracetamol

Los inhibidores del peristaltismo abdominal como la Loperamida están contraindicados en niños menores de 3 años y a cualquier edad si la diarrea se acompaña de fiebre o sangre en las heces.

Los antisecretores como el Racecadotrilo disminuyen la cantidad de líquido que se pierde con las heces. Estaría indicado en diarreas líquidas y abundantes (tipo coleriforme). Contraindicado en caso de fiebre o sangre en heces. La dosis en adultos es de una cápsula cada 8 horas hasta la normalización de las deposiciones, máximo una semana. En niños 1,5 mg/ kilo de peso/cada 8 horas. Máximo 7 días. La presentación infantil es en sobres de 30 mg. Está contraindicado en lactantes de menos de 3 meses y en embarazadas.

Los antibióticos se reservarán para aquellas diarreas que hagan sospechar una causa bacteriana (fiebre alta y a veces sangre en las heces). Lo ideal es acudir a un servicio médico. Si esto no es posible se efectuará tratamiento empírico con Quinolonas en adultos.y en caso de niños o embarazadas, con Azitromicina o Trimetropín-sulfametoxazol

Artículos relacionados:

Consejos de salud para el viajero

viajar con niños

Botiquín recomendado para el viaje

Cinetosis

Diarrea aguda en el niño

Tratamiento de la deshidratación

Bibliografía:

González García Montserrat, Bergua Burrel Ana.Pla d’intervenció en viatgers a zones de risc. Guia pel personal sanitari. EAP Can Vidalet. Esplugues de Llobregat. Barcelona. Intranet SAP Baix LLobregat Centre. Maig 2010

Arguin P. Approach to the patient before and after travel. In: Goldman L, Ausiello D, eds. Cecil Textbook of Medicine. 23rd ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier;2007:chap 308.

Bruyn G, Hahn S, Borwick A. Tratamiento antibiótico para la diarrea del viajero (Revisión Cochrane traducida). En: , 2008 Número 4. Oxford: Update Software Ltd. Disponible en: http://www.update-software.com. (Traducida de , 2008 Issue 3. Chichester, UK: John Wiley & Sons, Ltd.).

Diarrea del viajero. Moreira V F y López San Román. Rev Esp Enferm Dig (Madrid) Vol. 96 Nº 4, pp.284-204

Juanita Zamorano. Controversias en el Manejo de la Diarrea Infecciosa Medwave.Año IX, No. 9, Septiembre

Committee on infectious Diseases American Academy of Pediatrics. Report of the committee on infectious diseases. Red Book. Ed. Española. Barcelona. Ed. Medical Trends. 20042009.

ESPGHAN. Directrices basadas en la evidencia para el tratamiento de la gastroenteritis aguda en los niños en Europa. JPediatr-Gastroenterol (edición en Español) Nutr.vol46,supl 2, Mayo 2008

Ficha técnica de los fármacos. Vademecum.es

Gutierrez Castrellon P., Polanco Allué I.,Salazar Lindo e. Manejo de la gastroenteritis aguda en menores de 5 años:un enfoque basado en la evidencia. Guia de práctica Clínica Ibero-latinoamericana. AnPediatr (Barc).2009:1-19

Hill DR, Ericsson CD, Pearson RD, et al. The practice of travel medicine: guidelines by the Infectious Diseases Society of America. Clin Infect Dis. 2006;43:1499-1539.